Home
Acerca de NG
Noticias
Documentos
Artículos
Links de Interés
Contáctenos
Suscripción

 
 
  CONTRA EL HAMBRE: IDEOLOGIZACIÓN Y ABORTO
 
 
  552 11 de Enero de 2003
 

CONTRA EL HAMBRE: IDEOLOGIZACIÓN Y ABORTO. Algunas notas para pensar. Perú: un ejemplo. Argentina: una vergüenza. Japón exporta su fracaso. Declaración de médicos católicos y de la Conferencia Episcopal de Panamá.

Fuentes: Propias y en el texto. Vid. Noticias Globales 540; 551, entre otros.

Por Juan Bacigaluppi

Contra la miseria y la pobreza los gobiernos títeres de los organismos internacionales, como el actual gobierno argentino, proponen la ideologización de la perspectiva de género y el aborto, a través de la llamada salud reproductiva. (Publicaremos este artículo en 4 números de Noticias Globales).

Perú: un ejemplo

En los primeros días de diciembre, el gobierno peruano anunció que había rechazado una donación británica que bajo el nombre de programa para "Mejorar la Salud del Pobre: Un enfoque en los Derechos Humanos", iba dirigida directamente a promover el aborto y la contracepción, recordando que el Departamento de Desarrollo Internacional británico (DFID), años atrás había financiado un programa para proveer Aspiradores Manuales Endouterinos (AMEU's), para abortos por succión, en 27 hospitales y 15 centros de la salud. Desgraciadamente, los AMEU's se siguen usando para realizar abortos ilegales en regiones pobres; éstos aparatos han sido descartados por los países del Primer Mundo por obsoletos. (Population Research Institute, 06-12-02 y ACI, 09-12-02).

Por supuesto, que el ministerio de Salud de Perú, fue acusado por la abortista Claire Short que dirige el DFID, de atentar contra los derechos humanos.

El 6 de diciembre, SPUC de Londres, había denunciado que el gobierno británico, en el marco de la ayuda a los países en vías de desarrollo, -tratados bilaterales-, según el último informe publicado en esos días (Department for International Development's 2001/02), destinaba 260 millones de libras para "servicios de salud reproductiva" (aborto químico), el aborto quirúrgico y la esterilización, y sólo 78.8 millones de libras, para reforzar y extender las redes de agua potable y otros servicios sanitarios. Esta desproporción es una constante en la llamada "ayuda internacional al Tercer Mundo". Sólo interesa la castración de los pobres.

Argentina: una vergüenza

En septiembre, el Poder Ejecutivo de Argentina, incluía en el presupuesto nacional 2003 -aprobado por el Congreso en diciembre pasado-, en jurisdicción del Ministerio de Salud, brindar "asistencia en salud reproductiva" a 187.550 personas, y, además, como parte del programa PROMIN II (Programa Materno Infantil y Nutricional), incluyó que "en el marco de la Emergencia Sanitaria se ha previsto reasignar recursos para financiar", entre otras cosas, "insumos para salud reproductiva y medicamentos, que serán distribuidos en todas las jurisdicciones provinciales".

Por eso, días antes de la sanción de la ley nacional de Salud Sexual (salud reproductiva-aborto encubierto), el gobierno argentino negoció la reasignación de créditos del Banco Mundial y del BID asignados a educación superior, caminos, obras contra inundaciones, etc., destinando sus montos, entre otros, al programa PROMIN II, que incluye servicios de salud reproductiva, (La Nación, Buenos Aires, 16-10-02). El 30 de octubre se sancionaba la ley de salud reproductiva (aborto encubierto), impulsada por la misma sra. del Presidente Duhalde. (Continúa)